Niega Bienestar que Sembrando Vida promueva deforestación

De acuerdo con información de la Coordinación Territorial, en el ejido Juan Sabaria, del municipio de Othón P. Blanco, Quintana Roo, entró maquinaria pesada “únicamente para labores de limpieza en el camino que conecta a las parcelas del ejido”


México.- La Secretaría de Bienestar aclaró que el programa Sembrando Vida es una estrategia del gobierno Federal que tiene un enfoque orientado a la restauración productiva, por lo que no promueve la deforestación.

En ese contexto, explicó que de acuerdo con información de la Coordinación Territorial, en el ejido Juan Sabaria, del municipio de Othón P. Blanco, Quintana Roo, entró maquinaria pesada “únicamente para labores de limpieza en el camino que conecta a las parcelas del ejido”.

Así explicó la dependencia los señalamientos en diversos medios de comunicación referentes a un presunto daño ecológico en predios de productores adscritos al programa Sembrando Vida, en el estado de Quintana Roo.

“Esta dependencia aclara que las parcelas del Ejido Juan Sarabia en el municipio de Othón P. Blanco, a las que se hace referencia en las notas periodísticas, son terrenos que fueron incorporados al Programa Sembrando Vida, de acuerdo a los lineamientos”.

Precisó que todos cumplían con la condición de ser acahual bajo, es decir, parcelas con vegetación secundaria que anteriormente tuvieron un uso agrícola o ganadero.

Para dar cumplimiento a los lineamientos del programa Sembrando Vida, coordinadores regionales y territoriales, facilitadores y técnicos sociales y productivos llevan a cabo supervisiones constantes para garantizar el respeto a las áreas forestales y las selvas tropicales, donde opera este apoyo, aseguró.

El objetivo de las supervisiones es confirmar que los terrenos cumplan con las condiciones establecidas para ingresar al programa; mientras aquellos en donde hay indicios de deforestación, no son contemplados para ser incorporados, afirmó.

Indicó que los lineamientos de operación del programa Sembrando Vida establecen que la unidad de producción debe estar disponible para implementar el programa agroforestal y tener alguna características, como estar ociosa o abandonada; en condiciones de potrero o acahual bajo.

Mientras que en el Anexo 1 Glosario se define el acahual como la “vegetación secundaria nativa que surge de manera espontánea en terrenos que estuvieron bajo uso agrícola o pecuario”.

Resaltó la importancia de que tras la georreferenciación que lleva a cabo personal del programa, los datos obtenidos de las parcelas se han consultado con mapas disponibles para confirmar la biodiversidad y uso que los terrenos tienen desde el año 2018.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *