Inseguridad mantiene letargo económico en México, aseguró el CEESP

Las encuestas de INEGI apuntan a una deficiente percepción de seguridad, lo que dificulta la inversión según el sector privado

 

Especialistas del CEESP aseguraron que en medio de las dificultades por la inflación, la percepción de inseguridad dificulta captar inversión en el país.

De acuerdo con el Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP), órgano asesor del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), la percepción de inseguridad en el país perjudica la reactivación económica. En el análisis económico compartido con NotiPress, especialistas del sector privado aseguraron que la actividad económica permanece en letargo, ya que la inseguridad dificulta la inversión en medio de las presiones inflacionarias.

El CEESP informó que el letargo económico no muestra señales de mejoría a corto plazo, especialmente ante las cifras oficiales del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). Al respecto, datos del Indicador Oportuno de la Actividad Económica (IOAE) informaron que el crecimiento anual para mayo y junio de 2022 cerró en 1.5% y 2.1%, respectivamente.

Si bien estas cifras se encuentran en un margen aceptable, el análisis aseguró que los resultados permanecen por debajo de los niveles anteriores a la pandemia, así como de los niveles del sexenio pasado. En caso de cumplirse el pronóstico del INEGI sobre el crecimiento en junio, el crecimiento se encontraría 0.55% por debajo del mismo periodo en 2019, y 1.7% menor frente a julio de 2018.

Otro factor importante a considerar ante la situación inflacionaria y el letargo económico, es el consumo y los precios al consumidor. Mientras los precios aumentaron 0.43% en la primera quincena de julio, las ventas al menudeo repuntaron 4.9% sobre la comparación anual.

Con respecto al factor del consumo, el órgano asesor del CCE comentó que su avance podría estar limitado por un incremento del gasto en los hogares entre marzo y junio del presente año. Asimismo, las remesas tienen un papel clave en el aumento de estas cifras, ya que en la primera mitad del 2022 aumentaron 17%.

En la opinión del CEESP, estos aumentos son insuficientes si no se cuenta con inversiones adecuadas, sobre todo en materia de infraestructura pública. No obstante, la percepción de inseguridad en el país permanece como motivo importante por el cual no se capta inversión y se mantienen los pronósticos del letargo económico.

Al respecto, los resultados de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU), consultados por especialistas del sector privado, indican deficiente inversión pública como consecuencia de una alta percepción de inseguridad. En el segundo trimestre de 2022, hasta 67.4% de las personas mayores de 18 años reportaron sentir inseguridad al vivir en las ciudades mexicanas. Mientras que las víctimas de delito aumentaron 6.5% frente a los resultados cotejados en 2019.

La conclusión del CEESP sobre el letargo económico informó que la percepción de inseguridad eleva las dificultades para atraer y facilitar la inversión productiva, tanto privada como pública. Si bien existen indicadores con mejoras respecto a periodos anteriores, como el consumo privado detectado en junio del presente año, generar medidas para atraer inversión debe ser prioridad para el crecimiento económico.