Diputados inauguran XXIX Seminario de Economía Urbana y Regional 2019

El evento llevado a cabo en las instalaciones de la UNAM, fue organizado por el Instituto de Investigaciones Económicas (IIEC), coordinado con el Programa Universitario de Estudios de la UNAM


México, 13 Sep.-La Cámara de Diputados y la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) inauguraron el XXIX Seminario de Economía Urbana y Regional 2019, a fin de elaborar un programa de trabajo legislativo con aportaciones académicas, que permitan atender las necesidades urgentes de las regiones del país y mejorar sus condiciones de bienestar y seguridad.

El evento llevado a cabo en las instalaciones de la UNAM, fue organizado por el Instituto de Investigaciones Económicas (IIEC), coordinado con el Programa Universitario de Estudios de la Ciudad de esa casa de estudios y el Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública (CESOP) de la Cámara de Diputados.

Alberto Vital Díaz, coordinador de Humanidades, de la UNAM, indicó que con este seminario la academia cumple un papel importantísimo, pero, además, al tratarse de un vínculo con quienes participan en la determinación de políticas públicas a través del Poder Legislativo e instancias del gobierno, es el territorio idóneo para el diálogo que debe ser básico”.

Destacó la participación del CESOP, la parte académica de la Cámara de Diputados, pues “en el momento de violencia que vive el país, incluso contra los universitarios, las políticas públicas se convierten en un concepto de especial importancia”.

Con estos trabajos, expresó, se busca elaborar un diagnóstico sobre el desarrollo económico, las políticas macroeconómicas relacionadas con territorios, regiones y ciudades del país, al igual que proyectos como el Tren Maya, “que ha sido motivo de reflexión y acercamiento con instancias del gobierno federal; migración, medio ambiente y gobernanza”.

La diputada Rosalinda Domínguez Flores (Morena) destacó que uno de los 10 planes prioritarios para este gobierno es el proyecto Interoceánico del istmo de Tehuantepec, a fin de impulsar el desarrollo de esa región del país.

Al referirse al “Proyecto del Corredor Multimodal Interoceánico del Istmo de Tehuantepec: aspectos legales e impactos sociales”, planteó que debe ser una fuente de empleo para jóvenes universitarios, e invitó a la UNAM a sumarse “porque aquí están los grandes investigadores” para elaborar un proyecto sustentable que permita a México ser una de las economías emergentes del mundo con mayor éxito.

Expresó la necesidad de que las empresas que inviertan en los proyectos dejen una derrama económica en la comunidad: además que se emplee a la gente del lugar, previa capacitación; se construyan espacios estratégicos para mitigar la migración y cambiar el sueño americano por el sueño del istmo.

Dijo que durante varias administraciones se ha intentado impulsar con diferentes proyectos el crecimiento económico de esta zona, “la diferencia con este gobierno, es que ahora hay un decreto que le da personalidad jurídica y patrimonio propio y cuenta con más de 800 millones de pesos de presupuesto este año”. Esto beneficiará a diversos estados del sur-sureste, cuidando las costumbres y culturas de todas las comunidades étnicas que conviven pacíficamente en la región; además de proteger el medio ambiente de acuerdo a los lineamientos y principios que demanda la sociedad actual.

El coordinador del Seminario en su edición denominada “Estrategias Públicas urbano-regionales para México en la Cuarta Transformación”, Carlos Bustamante Lemus, investigador del IIEC, explicó la importancia de vincular el trabajo académico y de investigación entre todos los sectores productivos, grupos sociales, políticos y profesionales para contribuir al entendimiento y explicación de esta problemática, que abruma a la sociedad mexicana.

Agregó que organismos nacionales e internacionales sobre el comportamiento de la economía social y territorios, presentan un panorama de desaliento en términos de creciente desempleo formal, desprotección económica e inseguridad social, aumento de la delincuencia; desigualdad en la distribución de ingresos; incremento demográfico en zonas metropolitanas con servicios insuficientes; altos índices de pobreza en el sur sureste y crecimiento descontrolado de la megalópolis del Valle de México, con “auge voraz” del sector inmobiliario, entre otros.

Todo ello provoca movilidad ineficiente, contaminación ambiental y acelerado crecimiento del sector informal, que “pone en duda el sistema de gobernanza aplicado por los gobiernos Federal, estatales y locales sin soluciones estructurales”.

El encargado de despacho de la Dirección General del CESOP, Netzahualcóyotl Vázquez Vargas, destacó necesidad de impulsar este esfuerzo científico, académico y teórico donde la pluralidad de ideas, la inclusión institucional y la objetividad narrativa constituyen el núcleo reflexivo y analítico para que resulte en una gran aportación para el desarrollo del país.

El director del IIEC, Armando Sánchez Vargas, informó que el seminario aborda temas para responder a la problemática estructural de las regiones e impulsar su discusión multidisciplinaria, integrando a estudiantes y jóvenes profesionales de diversas facultades de la Máxima Casa de Estudios, de programas universitarios; del Instituto Politécnico Nacional, y funcionarios del sector público y empresarial y representantes de organizaciones gremiales y sociales.

Javier Delgado Campos, director del Programa Universitario de Estudios sobre la Ciudad, indicó que el foro representa una alianza de largo plazo para enfrentar los problemas urbano-regionales, “que no se pueden resolver coyunturalmente ni en el corto plazo, a menos que haya políticas públicas adecuadas”.

En su ponencia “El Tren Maya en la estrategia de desarrollo para el Sur-Sureste”, el director de Estudios Regionales del CESOP, Ricardo Martínez Rojas, señalo que las estrategias gubernamentales impulsadas en la era de la Cuarta Transformación buscan dar aliento a la inversión en infraestructura y proyectos productivos propiciando el concurso de la inversión pública y privada como mecanismo fundamental para generar bienestar colectivo.

Añadió que las inversiones en infraestructura, como es el caso del Tren Maya, aceleran la actividad económica y la demanda de bienes y servicios, potenciando cadenas de valor agregado. Planteó fomentar la formación de capital humano especializado y calificado, que incremente la producción y la productividad, con trabajo remunerado digno, estable y con acceso a la seguridad social

Agregó que es un proyecto integrador de desarrollo económico inducido, pues busca articular actividades productivas, generar oportunidades para que la población acceda a equipamientos y servicios urbanos y se avance en una distribución geográfica de la población acorde con las potencialidades y vocaciones del territorio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *