Los demócratas toman la Cámara de Representantes y debilitan a Trump

Los demócratas toman la Cámara de Representantes y debilitan a Trump

El Partido Demócrata recuperó el día de ayer el control en la Cámara de Representantes de Estados Unidos, tras ocho años de mayoría republicana, y con esto ha dejado debilitado a lo que queda del mandato de Donald Trump


Por: Ana Mendoza

Washington, 7 Nov.- El partido del expresidente Barack Obama obtuvo la mayoría en la Cámara de Representantes, que no tenía desde 2010, mientras que los republicanos de Donald Trump mantuvieron su dominio en el Senado.

El actual mandatario estadounidense pasó el día de ayer en su casa con familiares y amigos revisando las encuestas de las elecciones, y fue a través de su cuenta de Twitter que declaró un “tremendo éxito” de los republicanos en dichos comicios.

Sin embargo, con el triunfo de los demócratas en la Cámara de Representantes, estos podrán no sólo bloquear iniciativas del mandatario, sino investigar sus finanzas y ahondar en la presunta colusión entre su equipo de campaña y Rusia en 2016, aumentando la posibilidad de que se inicie un proceso de destitución en su contra.

Nancy Pelosi, actual líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes, anunció la restauración de los poderes y contrapoderes constitucionales, pero prometió trabajar de la mano de los republicanos.

A pesar de que los demócratas no comiencen un juicio político contra Trump, como se ha especulado desde su llegada a la Casa Blanca, sí podrán tener el control de las comisiones de la Camara Bja, impulsar leyes y abrir procesos de investigación y control de poder.

Analistas coincidieron que Trump logró amortiguar las derrotas tradicionales que sufren los presidentes en funciones con menos de 50 por ciento de popularidad en elecciones de medio mandato, coincidieron que sufrió un significativo descalabro en las urnas.

Trump fue repudiado en muchos distritos por votantes blancos, incluso en áreas metropolitanas como Chicago, Kansas, Detroit, Dallas y Houston, comentó el analista Ron Brownstein.

En contraste, el analista Ben Stein, cuyo comentario fue retuiteado por Trump, sostuvo que los republicanos son afortunados de tener a Donald Trump de su lado. “Es la magia de Trump”, indicó Stein.

Trump llegó a los comicios con una popularidad del 39 por ciento y su partido podía perder alrededor de 30 asientos en la Cámara de Representantes. Por comparación Barack Obama llegó a las elecciones del 2014 con una popularidad del 46 por ciento y perdió 63 escaños.

Hasta el momento los demócratas tienen garantizados 222 escaños en la Cámara de Representantes, cuatro más de los necesarios para lograr la mayoría, pero aún faltan por contabilizarse al menos otros 18 distritos electorales donde lleva la ventaja.

En contraste, los republicanos podrían no sólo retener sin emplear su control del Senado, gracias a los triunfos de candidatos republicanos en las senadurías de Dakota del Norte e Indiana.

Con información de Agencias 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *