Análisis a Fondo: Prueba de ácido para AMLO

· Los senadores de Morena: eliminar onerosas comisiones bancarias

· AMLO y Delgado, en defensa de los miserables usureros de la banca


Por Francisco Gómez Maza

El affaire de la iniciativa senatorial de eliminar muchas de las comisiones bancarias porque representan un auténtico robo a los usuarios de los servicios de la banca medió en conflicto al presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, y al líder de la Cámara de Diputados, Mario Delgado con los senadores de su propio partido que están decididos estudiar, analizar y aprobar reformas para acabar por lo menos un poco con el abuso de los usureros, verdaderos usureros chupa sangre, del sistema bancario que opera en México y que en su inmensa mayoría son bancos extranjeros, que ni en sus países de origen cobran tan onerosas comisiones como en México.

Menudo lío en el que se ha metido López Obrador al querer controlar al Senado, que es otro poder autónomo, que no depende del Poder Ejecutivo y que no sólo no tiene que rendirle cuentas sino más que nada pedirle cuentas.

López Obrador está empecinado en no meterse con la banca. Pues que él no se meta. Pero no puede prohibirle al poder legislativo nada, no puede ordenarle que no se meta con la legislación bancaria. Los Senadores de Morena, como lo divulgó la prensa escrita, dicen que eliminar comisiones bancarias respalda la economía. Además, señalaron que la propuesta de su coordinador, Ricardo Monreal, tiene como propósito la consolidación de las instituciones financieras en México.

El jueves pasado, Monreal Ávila y la senadora Bertha Alicia Caraveo presentaron una iniciativa para modificar la ley para la transparencia y ordenamiento de los servicios financieros y de la ley de instituciones de crédito en materia de comisiones bancarias. Al conocer la propuesta, las acciones de bancos mexicanos se desplomaron en la Bolsa Mexicana de Valores y cerraron la jornada con pérdidas millonarias. Lógico. Quienes hicieron que las acciones se desplomaran fueron los propios especuladores de los bancos para presionar, pero es un hecho, condenable, que los bancos cobren comisiones leoninas por los servicios que prestan. El año pasado obtuvieron ganancias multimillonarias sólo por las comisiones, ya no por el crédito que otorgan a miles de millones de usuarios.

La banca que opera en México es la más usurera del planeta. Ni en Europa ni menos en Estados Unidos lo es tanto. Es por ello que en Estados Unidos se ha llegado a decir que Banamex es la joya de la corona del Citi. Porque es el sistema bancario, mexicano, que contribuye con las mayores y mejores ganancias al sistema del Citi. Ya hasta le cambiaron el nombre. Ahora le dicen CitiBanamex.

Estoy con Ricardo Monreal y lo senadores morenistas que pretenden modificar comisiones. Los intereses, también, que cobran por las tarjetas de crédito son inadmisibles. Ni el más avaro prestamista del siglo pasado se atrevía a cobrar tan altos premios por el dinero. Y, también estoy de acuerdo, porque la propuesta de eliminar las comisiones bancarias tiene como propósito respaldar la economía, así como la consolidación las instituciones. “Esta iniciativa es una gran oportunidad para lograr menores costos a los usuarios de la banca, sin que las instituciones financieras entren en riesgo, proponiendo que se revise el cobro de comisiones. De ser el caso, se propone eliminar aquellas que sean excesivas, posicionando a México en las mismas condiciones en que actúan las instituciones financieras en el resto del mundo

Pero bueno. Yo quisiera creer que este ejercicio de confrontación es una característica de la democracia. Pero no lo creo. Los diputados, encabezados por Mario Delgado, que obedece, ilegalmente, las instrucciones de López Obrador, responden a los intereses de los grandes capitalistas. Mentira que sean nacionalistas. Mentira que sean de izquierda. Se oponen, para quedar muy bien con los hombres del dinero, a una iniciativa justa y necesaria que atenta contra la justicia y contra la marcha de la economía. Fíjense lo que dice el coordinador de los diputados de Morena, Mario Delgado: la eliminación de comisiones a bancos es excesiva. Pero el coordinador de los senadores tiene toda la razón cuando advierte que en la Cámara Alta no reciben regaños ni manotazos de nadie. El coordinador de Morena en el Senado, Ricardo Monreal, armó que en la Cámara Alta no reciben regaños ni manotazos de nadie. Los senadores ya han hablado con grupos económicos y quedaron de reunirse y si el próximo secretario de Hacienda quiere incorporarse es bienvenido, pero también vamos a escuchar la voz de los usuarios porque no se puede mantener un régimen de abusos, como dijo Monreal.

Bueno pues Morena, López Obrador, Mario Delgado y Monreal están pasando su primera prueba de ácido.

analisisafondo@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *